CUANDO MI VIDA
NÉSTOR LOMBARDI
 
¿Cuándo mi vida disipó tormentas?
¿Cuándo mi vida recobró la calma?
Cuando tú apareciste ante mi vista,
cuando tu sonrisa se espejó en mi alma.
 
¿Por qué vivir?, me pregunté algún día.
¿Por qué?, me interrogué inútilmente,
entonces, tú apareciste ante mi vista, 
y disipaste las dudas de mi mente.
 
¿Por qué soy feliz?¿Por qué?¿Lo sabes?
¿Por qué vivir contigo es tan precioso?
Porque tú apareciste ante mi vista,
y transformaste mi vida en algo hermoso.
 
Porque te quiero y soy muy egoísta,
porque en tu amor, yo necesito verme,
te suplico aunque sea de rodillas,
no dejes nunca, nunca, de quererme.
 
 
 
 



Sí… así es… y hay que rendirse a la evidencia.
Nunca se sonríe tanto como cuando se está enamorado…
¿Sí o no? ¿Qué me dices?

Recuerda que tienes la versión recitada del poema en vídeo. Clicka aquí para verlo.

Y estoy segura que si clickas aquí, estos dos poemas de Eduardo Galeano también te harán sonreír…


¡Hasta pronto!

2 Comments

  1. Fue aparecer tu sonrisa y provocar la mía hasta el día de hoy….puedes estar tranquila,nunca dejaré de quererte,no quiero perderla!!!! Un abrazo muuuuuy grande!!!! Bacio.. 😉

    • Amigo Jose, gracias por tus preciosas palabras y por todo tu cariño.
      Te envío el más grande de los abrazos.
      Tanti baci!
      😉

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *